jueves, 21 de septiembre de 2017

SOLOMILLO EN SALSA DE ALMENDRAS



Que pena que los olores no traspasen la pantalla, porque ésta salsita tiene un olor que alimenta. Este es uno de esos platos en los que nos hace falta una buena barra de pan, ya que no se puede parar de mojar. A mi me gusta encontrar los trocitos de almendra en la salsa, por eso no la he triturado más, pero si a ti no te gusta encontrar los trocitos, con pasarla más tiempo, resuelto. Ésta es otra receta sacada del blog de Ana Sevilla.




SOLOMILLO EN SALSA DE ALMENDRAS


INGREDIENTES:


2 solomillos de cerdo
2 dientes de ajo
50 gr. de almendra cruda pelada
15 gr. de pan
1 cucharadita de pimentón dulce
75 gr. de vino blanco
130 gr. de tomate triturado
400 gr. de caldo de carne
Aceite de oliva, virgen extra
Sal y pimienta

PREPARACIÓN:

Mycook:
  • Lo primero que haremos será limpiar los solomillos de la grasa y las telillas que puedan tener y los cortamos en medallones gruesos, que aplanaremos un poquito con el mazo de la carne.
  • Salpimentamos los medallones. Ponemos una sartén con un fondo de aceite, calentamos y doramos los medallones a fuego fuerte por ambos lados. Solamente sellarlos, que tomen color. Los pasamos a una cacerola baja y reservamos. 


  • Colocamos los ajos y las almendras en el vaso de la mycook y trituramos 10 segundos velocidad 8.


  • Bajamos los restos hacía las cuchillas; añadimos el pan cortados en tacos, el pimentón, vino blanco, tomate triturado y el aceite que nos ha quedado de sellar los filetes. Sofreímos 5 minutos, 90º velocidad 2; sin cubilete para que evapore el alcohol. 


  • Agregamos el caldo de carne y trituramos la salsa 10 segundos en golpes de turbo. Si no te gusta que se noten los trocitos de almendra en la salsa, triturarla algunos segundos más. 
  • Echamos la salsa sobre los medallones reservados y cocemos a fuego medio unos 15 minutos, moviendo la cacerola de vez en cuando para ligar la salsa. 


Tradicional:

  • Lo primero que haremos será limpiar los solomillos, como he indicado antes y los cortamos en medallones. 
  • Salpimentamos los medallones. Ponemos una sartén con un fondo de aceite, calentamos y doramos los medallones a fuego fuerte por ambos lados, junto con el pan cortado en tacos. Solamente sellarlos, que tomen color. Pasamos los medallones a una cacerola baja y reservamos y dejamos el pan en la sartén. 
  • Añadimos el ajo cortado en láminas y las almendras crudas y doramos. 
  • Agregamos el vino blanco, el tomate triturado, el pimentón y el caldo de carne; trituramos con la batidora hasta que nos quede bien fino. 
  • Volcamos la salsa sobre los medallones y cocemos unos 15 minutos a fuego medio, moviendo la olla de vez en cuando para ligar la salsa. 





jueves, 14 de septiembre de 2017

HOJALDRE DE SETAS Y GAMBAS



No sé si os pasará como a mí; cuando llegan éstas fechas ya estoy deseando poder encender el horno, cosa totalmente prohibitiva en los meses de verano. Por eso estoy pendiente y cuando bajan un poco las temperaturas, ya me lanzo al horno como una posesa, y aprovechando que ya ha cogido temperatura la cocina, preparo un par de cosas o tres. En ésta ocasión entre ellas estaba esta tarta salada, una deliciosa combinación de verduras, gambas y bacon, que junto con el crujiente del hojaldre y la cremosidad de la nata, hacen un bocado perfecto, tanto si tenemos invitados, como si no. 


HOJALDRE DE SETAS Y GAMBAS


INGREDIENTES:

1 lámina de hojaldre 
400 ml de nata para cocinar o leche evaporada
La parte blanca de un puerro
4 huevos
250 gr. de setas variadas (o champiñon)
250 gr. de gambas peladas
1 tarrina de taquitos de bacon
1 o 2 dientes de ajo
Mantequilla fundida
100 ml de vino blanco
Aceite de oliva, virgen extra
Sal y pimienta molida

PREPARACIÓN:

  • Precalentamos el horno a 200º.
  • Partimos el ajo en trocitos pequeños. Ponemos un chorreón de aceite a calentar y sofreímos el ajo a fuego bajo, para evitar que se nos queme. 
  • Cuando el ajo esté cogiendo color, añadimos el puerro troceado y seguimos sofriendo. 


  • Limpiamos las setas; lavamos el calabacin. Troceamos las setas y cortamos el calabacin, sin pelarlo, en cubitos. 
  • Cuando el puerro y el ajo estén sofritos, añadimos las setas, dejamos rehogar un par de minutos y añadimos el calabacin, dejamos rehogando cuatro o cinco minutos más.



  • Agregamos el bacon, y lo salteamos dos minutos. 
  • Regamos con el vino, salpimentamos y dejamos evaporar el alcohol. Reservamos.


  • Mientras colocamos la lámina de hojaldre en una fuente que pueda ir al horno, con un papel vegetal debajo. 
  • La pinchamos con un tenedor por los bordes y la superficie, para evitar que el hojaldre suba en exceso. 
  • La pintamos con la mantequilla fundida. 


  • Rellenamos el hojaldre con la mezcla que tenemos reservada.
  • Batimos los huevos con la nata, o leche evaporada, con un poco de sal y los vertemos sobre el hojaldre. 


  • Colocamos por encima las gambas peladas, ligeramente salpimentadas: y horneamos unos 25 minutos, hasta que veamos el hojaldre dorado y la tarta esté cuajada. 



jueves, 24 de agosto de 2017

BOQUERONES EN VINAGRE


Si pensamos en  una tapa tradicional española, enseguida nos viene a la mente los boquerones en vinagre.  A mi particularmente, junto con la ensaladilla, son las tapas que más me gustan, tapas tradicionales, sencillas donde las haya, pero que me encantan, que buenos los boquerones, con una cervecita o un vinito blanco, bien fresquitos. Aunque es una receta con muy pocos ingredientes, no es tan sencillo dar con la fórmula para que queden blancos y bien duritos. Yo por fin dí con ella, la receta de Ana Sevilla, con una variación de mi propia cosecha, y la verdad es que quedan espectaculares, blancos y duros que es lo primordial. Vamos a ello.




BOQUERONES EN VINAGRE


INGREDIENTES:

Por cada 100 gr. de boquerones limpios sin cabeza ni espinas:

80 gr. de vinagre de vino blanco
8 gr. de sal
20 gr. de agua
Zumo de limón 
Perejil, fresco a ser posible, si no seco
Aceite de oliva virgen extra
1 diente de ajo (opcional, yo no le pongo, no me gusta el sabor tan fuerte del ajo crudo)

PREPARACIÓN:

  • Como en todas las recetas cuanto más buena es la materia prima, mejor, pero en éste caso esto es fundamental. Cuanto mejor sean los boquerones, mejor saldrá la receta. Hay que comprarlos muy frescos, arreglarlos enseguida, quitandoles la cabeza, tripa y espina y separandolos en dos filetes. Los lavamos bien, dejamos escurrir y congelamos, ésto es importantísimo, no debemos comer pescado sin haberlo congelado antes por el tema del anisakis, y si lo vamos a comer crudo todavía con más motivo. Congelamos mínimo 48 horas. Cuando los vayamos a preparar dejamos descongelar en la nevera. 
  • Una vez descongelados pesamos los filetes y multiplicamos los ingredientes según el peso. 
  • Sumergimos los boquerones en agua fría y hielo, para desangrarlos. 




  • Pesamos el vinagre, según el peso que tengamos de boquerones, añadimos la sal correspondiente y removemos hasta que ésta se disuelva por completo. 




  • Pesamos el agua, la añadimos al vinagre, agregamos el zumo de medio limón (para medio kg aproximadamente de boquerones limpios) y volvemos a mezclar. 



  • Sacamos los boquerones del agua con hielo, los aclaramos,  los escurrimos y los ponemos en un recipiente de cristal, a ser posible; vertemos encima de los boquerones el vinagre, tapamos el recipiente y llevamos a la nevera hasta que se pongan blancos, dependerá del tamaño de los boquerones. Unas cuatro horas he tenido yo éstos, que eran de tamaño medio.


  • Pasado el tiempo necesario, pasamos los boquerones por el grifo para quitar el exceso de vinagre. Los secamos bien con papel de cocina y los vamos colocando con la piel hacia abajo en un recipiente de cristal. 
  • Cubrimos con aceite y perejil bien picadito, si ponemos ajo ahora es el momento, o picado o en láminas como más os guste. Como ya os he dicho, yo no le pongo, creo que el ajo crudo enmascara el sabor de los alimentos. 



  • Llevamos a la nevera un par de horas mínimo para que cojan sabor. Nos pueden durar perfectamente dos o tres días, cuanto más tiempo pasa más ricos están. 



miércoles, 9 de agosto de 2017

PASTEL INTELIGENTE


Lo prometido es deuda, tal como os dije en la entrada anterior aquí está el pastel que preparé para la última comida con amigos. Es un pastel que lleva circulando por éstos mundos de internet desde hace varios años, pero que todavía no había publicado. Lo tiene todo, es fácil, rápido de preparar y lo mejor de todo que está delicioso. El curioso nombre de éste pastel es debido a que a pesar de que se prepara un sola crema, luego al hornearse se divide en tres capas claramente diferenciadas, la capa inferior es una capa compacta tipo puding, la capa intermedia nos recuerda una crema o un flan y la capa superior un esponjoso bizcocho. Otra característica de éste pastel es que no se desmolda, se sirve cortado en porciones y con las medidas de la receta nos sale un buena bandeja, vamos que cunde mucho para cuando tenemos que preparar un postre para bastantes invitados. Por supuesto se puede hacer con la mitad de los ingredientes, aunque está tan bueno que yo siempre hago la receta entera, ya que no dura nada. 


PASTEL INTELIGENTE


INGREDIENTES:

8 huevos
1 litro de leche
250 gr. de mantequilla
280 gr. de azúcar
225 gr. de harina
Ralladura de un limón
2 cucharaditas de esencia de vainilla, o sustituir 30 gr. de azúcar por azúcar avainillado
Azúcar glas para la decoración

PREPARACIÓN:

  • Cortamos la mantequilla en trozos y la derretimos en el microondas hasta que esté completamente fundida. Dejamos enfriar completamente.



  • Separamos las yemas de las claras y montamos éstas últimas a punto de nieve fuerte, hasta que hagan picos. Reservamos. 



  • Batimos las yemas con el azúcar y la esencia de vainilla hasta obtener una crema espumosa y blanquecina. 
  • A continuación añadimos la mantequilla, la leche y la ralladura de limón, removemos bien. 



  • Agregamos la harina tamizada y mezclamos hasta que esté completamente integrada. 


  • Precalentamos el horno a 180º.
  • Incorporamos a la mezcla las claras reservadas, con movimientos suaves y envolventes, para evitar que la mezcla nos baje. 
  • Volcamos la mezcla resultante en un molde cuadrado o rectangular hondo, yo he utilizado uno de 20 x 30 cm. La mezcla es bastante líquida, no os asustéis. 


  • Horneamos 10 minutos a 180º, bajamos el horno a 160º y horneamos 50 minutos más. Comprobamos que está cocido pinchando el centro con un palillo, si sale limpio el pastel está en su punto. 



  • Dejamos enfriar por completo, espolvoreamos con azúcar glas, cortamos en porciones y listo para servir. 





miércoles, 2 de agosto de 2017

PASTEL FRÍO DE PAN DE MOLDE



Tal como comentaba en la entrada anterior, el verano es tiempo propicio para eventos, fiestas, reuniones y celebraciones varias. Éste último fin de semana dimos el pistoletazo de salida a las fiestas de mi pueblo y las comenzamos con la ya tradicional comida vecinal. En las casas que se apuntan se preparan uno o varios platos, tanto dulces como salados, y se llevan al salón polivalente, donde tiene lugar dicha comida. Éste año además, el ayuntamiento nos ha obsequiado con los ingredientes para preparar las tradicionales migas manchegas, con lo cual hubo una buena representación de dicho plato, ya que se prepararon en siete u ocho casas distintas, además de varios platos salados y una buena mesa de dulces. En mi caso, mi marido y yo preparamos las migas, y yo un pastel dulce (que os mostraré en la próxima entrada) y éste pastel frío de pan de molde (del blog de Ana Sevilla) , ya que éste tipo de pasteles cunden mucho, se pueden preparar con antelación y quedan muy vistosos. El resultado fantástico, hicimos una muy buena comida, con mucha variedad de platos y pasamos un buen rato, que es lo más importante. 




PASTEL FRÍO DE PAN DE MOLDE


INGREDIENTES:

3 huevos cocidos
3 pimientos del piquillo
15 o 18 aceitunas rellenas
8 palitos de cangrejo (no los tenía y no los puse)
2 latas de atún
2 cucharadas de mahonesa (unos 50 gr. aprox.)
2 cucharadas de tomate frito (unos 50 gr. aprox.)
12 rebanadas de pan de molde sin corteza

Para adornar:

Mahonesa
Huevo cocido
Aceitunas rellenas
Pimiento del piquillo


PREPARACIÓN:

  • En un bol o en un procesador de alimentos, colocamos las aceitunas rellenas, los huevos cocidos, pimientos y palitos de cangrejo troceados, y trituramos. 



  • Añadimos el atún, escurrido el aceite de la lata, la mahonesa y el tomate frito. Mezclamos bien hasta que nos quede una pasta uniforme. 
  • Cubrimos la encimera con un buen trozo de film y colocamos las rebanadas de pan de molde sobrepuestas unas encima de las otras, sobre el film. 



  • Pasamos el rodillo para aplastarlas bien y que queden muy finas. 
  • Extendemos el relleno, dejando un dedo alrededor. 
  • Enrollamos, ayudándonos del film y apretando bien, al mismo tiempo. Si se nos abre un poco, no pasa nada, luego cuando cubramos con la mahonesa, no se ve. 
  • Dejamos reposar en la nevera, mínimo una hora. Yo lo hice la tarde anterior y decoré un par de horas antes de servirlo. 




  • Quitamos el film, cubrimos con una fina capa de mahonesa y adornamos al gusto. En mi caso, con huevo cocido, pimiento del piquillo y aceitunas. 


lunes, 24 de julio de 2017

MOUSSE DE LIMÓN Y YOGURT



Con la llegada del verano, tenemos más reuniones familiares, cenas con amigos, barbacoas,... en fin un no parar. Hoy traigo una propuesta para cuando somos los encargados de llevar el postre. Un delicioso mousse de limón a caballo entre una finísima crema y una mousse. Se prepara en un momento y está delicioso. En definitiva un postre sencillo, con ingredientes que casi siempre tenemos en casa y que seguro hará las delicias para los amantes de los dulces con sabor a limón. 



MOUSSE DE LIMÓN Y YOGURT


INGREDIENTES:

100 gr. de zumo de limón
La ralladura de uno de los  limones
Un bote pequeño de leche condensada, 390 gr. aprox. 
4 yogures naturales
200 gr. de queso de untar

Decoración:
Frambuesas, hojas de menta, y ralladura de limón

PREPARACIÓN:

  • Lo primero que haremos será hacer el zumo de limón y rallar la cáscara de uno de ellos. 
  • Ponemos todos los ingredientes en el vaso de la mycook: zumo de limón, ralladura, la leche condensada, los yogures y el queso de untar. 


  • Programamos 30 segundos, velocidad 6. 
  • Colocamos la mezcla en copas, boles, vasitos,..., como más nos guste servirlos. 
  • Tapamos con film transparente.



  • Dejamos reposar en la nevera tres o cuatro horas mínimo, para que tome cuerpo. 
  • A la hora de servir, quitamos el film y decoramos con ralladura de limón, una frambuesa y una hojita de menta. 


Tradicional:

  • Colocamos todos los ingredientes en el vaso de la batidora y batimos hasta obtener una crema fina. Colocamos en los recipientes donde vayamos a servir y dejamos enfriar en la nevera, mínimo tres o cuatro horas, para que tome cuerpo. Decoramos con ralladura de limón, una frambuesa y una hojita de menta. 

Éstos los presenté en vasitos para una mesa dulce


lunes, 17 de julio de 2017

POPIETAS DE LENGUADO RELLENAS DE LANGOSTINOS



Hoy una receta que bien podemos convertir en un plato de fiesta. Unos deliciosos rollitos de pescado rellenos de langostinos, en éste caso he utilizado filetes de gallo, pero podemos usar lenguado, lenguadinas, u otro pescado blanco. El gallo, es un pescado con un sabor muy fino y delicado; y acompañado de ésta deliciosa salsita, un verdadero lujo. 




POPIETAS DE LENGUADO RELLENAS DE LANGOSTINOS


INGREDIENTES:

12 filetes de gallo o lenguado
12 gambones o langostinos
1 cebolla mediana
2 dientes de ajo
30 gr. de aceite de oliva virgen
1 cucharada sopera de harina
200 gr. de cerveza
150 gr. de caldo de langostinos
Perejil picado
Sal y pimienta

PREPARACIÓN:
Mycook:

  • Lo primero que haremos será preparar un caldo con las cabezas y las cascaras de los langostinos o gambas; para ello pelamos los langostinos y reservamos
  • Ponemos un poco de aceite en el vaso de la mycook, programamos un minuto, 100º velocidad 1. 
  • Echamos las cabezas y cascaras de los langostinos y programamos 2 minutos, 100º velocidad 1. 



  • Añadimos 300 gr. de agua y programamos 10 minutos, 100º velocidad 2. Pasado el tiempo trituramos cinco o  diez segundos con unos golpes de turbo, colamos y reservamos. 
  • Ahora vamos a preparar los rollitos de pescado. Pedimos en la pescadería que nos saquen los filetes del gallo, guardamos las espinas para hacer luego un caldo de pescado. 
  • Cortamos un trozo de film transparente y lo colocamos en la encimera, ponemos un filete de gallo encima, salpimentamos y colocamos un langostino; enrollamos y envolvemos con el film girando los extremos , como si fuese un caramelo. Colocamos en el varoma, y repetimos la operación hasta acabar con todos los filetes. Reservamos.



  • Ahora vamos a preparar la salsa. Ponemos la cebolla troceada y los dientes de ajo y picamos 5 segundos, velocidad 6. Bajamos los restos hacia las cuchillas; añadimos el aceite, programamos 8 minutos, 100º velocidad 2.
  • Agregamos la harina, sofreímos 1 minuto, 100º velocidad 2. 
  • Añadimos la cerveza, el caldo de gambas, el perejil picado y un poco de sal y pimienta. Colocamos el varoma en su posición y programamos 20 minutos, 100º, velocidad 3.


 
  • Pasado el tiempo, retiramos el varoma y trituramos la salsa 10 segundos en turbo. 
  • Pasamos la salsa a una cacerola baja.



  •  Desenvolvemos los rollitos de pescado, y el juguillo que suelta cada paquetito, lo añadimos a la salsa. Colocamos los rollitos en la cacerola y dejamos que de un hervor todo junto. Movemos suavemente la cacerola, con movimientos de vaivén y servimos.


Tradicional:
  • Preparamos el caldo de gambas, sofriendo las cabezas y las cascaras de los langostinos, aplastamos con una cuchara para que suelten el jugo, añadimos el agua y dejamos cocer 10 minutos. Trituramos con la batidora y reservamos. 
  • Hacemos los rollitos de pescado, como he indicado antes. Cocemos al vapor unos 15 minutos. Reservamos. 
  • Cortamos la cebolla y los ajos a cuadritos y sofreímos.  Cuando estén bien pochados añadimos la harina y sofreímos un minuto. 
  •  Incorporamos la cerveza, dejamos un par de minutos para que evapore el alcohol. Añadimos el caldo de gambas, el perejil picado y un poco de sal y pimienta, dejamos cocer destapado unos minutos hasta que espese un poco la salsa. 
  • Desenvolvemos los rollitos de pescado, el juguillo que suelta cada paquetito lo añadimos a la salsa y la trituramos con la batidora. Pasamos por el chino, volvemos a poner la salsa en la cacerola, colocamos los rollitos encima y dejamos hervir un par de minutos.