APERITIVOS Y ENTRANTES

lunes, 14 de marzo de 2016

ALCACHOFAS EN SALSA DE LANGOSTINOS




¿Podemos convertir una verdura en un plato de fiesta?, indudablemente con ésta receta si. Con muy pocos ingredientes,  si son de buena calidad mucho mejor, obtenemos un resultado espectacular. Si suprimimos el jamón, ésta receta nos puede venir muy bien para éstos días de Semana Santa, como variante de los típicos platos de cuaresma.




ALCACHOFAS EN SALSA DE LANGOSTINOS


INGREDIENTES:

1 kg. de alcachofas
350 gr. de langostinos (yo gambón Pescanova, me gusta mucho)
2 lonchas gorditas, de jamón serrano para plancha. 
1 cebolla, pequeña
2 dientes de ajo
1 cucharadita de harina
1 vasito de vino blanco
1 limón
Perejil
Aceite de oliva, virgen extra
Sal

PREPARACIÓN:

  • Lo primero que haremos será limpiar bien las alcachofas. Para ello ponemos un bol con agua fría, con medio limón exprimido. Quitamos las hojas duras de las alcachofas y los tallos, dejando  solo el corazón. Cortamos por la mitad, quitamos los pelillos que puedan llevar en el centro y las  vamos poniendo en el agua con limón, para evitar que se ennegrezcan. 



  • Pelamos los gambones y las cáscaras y las cabezas las ponemos a cocer con una buena rama de perejil y un pelín de sal. Las tenemos cociendo unos diez minutos, aplastamos un poco las cabezas, colamos el caldo y reservamos. 


  • Ponemos a cocer las alcachofas con un poco de sal, hasta que estén tiernas, pero al dente. Cuando podamos manipular sin quemarnos,  las escurrimos y reservamos. 
  • En una sartén ponemos un fondo de aceite y doramos los dientes de ajo cortados en láminas, cuando hayan cogido un poco de color, incorporamos los gambones, salamos ligeramente y mantenemos un par de minutos. Reservamos. 



    • En otra sartén con un pelín de aceite hacemos las lonchas de jamón, muy poco, vuelta y vuelta, para que no nos queden secas. Sacamos a un plato, cortamos en trozos y reservamos. 


    • En  el aceite donde hemos frito los gambones, ponemos a pochar la cebolla cortada en cuadritos muy pequeños. 
    • Cuando esté dorada añadimos el vaso de vino y dejamos reducir unos minutos a fuego fuerte. 


    • Incorporamos la harina, rehogamos y pasamos todo a una tartera o cacerola baja. 
    • Añadimos el caldo reservado de cocer las cascaras de los gambones, el suficiente para que las alcachofas nos queden cubiertas. Ponemos a cocer a fuego fuerte cinco minutos. 


    • Incorporamos las alcachofas, el jamón y los gambones y mantenemos en el fuego hasta que la salsa reduzca y coja cuerpo, movemos la cazuela en movimientos de vaivén y listas para servir. Están de muerte. 



    No hay comentarios:

    Publicar un comentario