miércoles, 9 de agosto de 2017

PASTEL INTELIGENTE


Lo prometido es deuda, tal como os dije en la entrada anterior aquí está el pastel que preparé para la última comida con amigos. Es un pastel que lleva circulando por éstos mundos de internet desde hace varios años, pero que todavía no había publicado. Lo tiene todo, es fácil, rápido de preparar y lo mejor de todo que está delicioso. El curioso nombre de éste pastel es debido a que a pesar de que se prepara un sola crema, luego al hornearse se divide en tres capas claramente diferenciadas, la capa inferior es una capa compacta tipo puding, la capa intermedia nos recuerda una crema o un flan y la capa superior un esponjoso bizcocho. Otra característica de éste pastel es que no se desmolda, se sirve cortado en porciones y con las medidas de la receta nos sale un buena bandeja, vamos que cunde mucho para cuando tenemos que preparar un postre para bastantes invitados. Por supuesto se puede hacer con la mitad de los ingredientes, aunque está tan bueno que yo siempre hago la receta entera, ya que no dura nada. 


PASTEL INTELIGENTE


INGREDIENTES:

8 huevos
1 litro de leche
250 gr. de mantequilla
280 gr. de azúcar
225 gr. de harina
Ralladura de un limón
2 cucharaditas de esencia de vainilla, o sustituir 30 gr. de azúcar por azúcar avainillado
Azúcar glas para la decoración

PREPARACIÓN:

  • Cortamos la mantequilla en trozos y la derretimos en el microondas hasta que esté completamente fundida. Dejamos enfriar completamente.



  • Separamos las yemas de las claras y montamos éstas últimas a punto de nieve fuerte, hasta que hagan picos. Reservamos. 



  • Batimos las yemas con el azúcar y la esencia de vainilla hasta obtener una crema espumosa y blanquecina. 
  • A continuación añadimos la mantequilla, la leche y la ralladura de limón, removemos bien. 



  • Agregamos la harina tamizada y mezclamos hasta que esté completamente integrada. 


  • Precalentamos el horno a 180º.
  • Incorporamos a la mezcla las claras reservadas, con movimientos suaves y envolventes, para evitar que la mezcla nos baje. 
  • Volcamos la mezcla resultante en un molde cuadrado o rectangular hondo, yo he utilizado uno de 20 x 30 cm. La mezcla es bastante líquida, no os asustéis. 


  • Horneamos 10 minutos a 180º, bajamos el horno a 160º y horneamos 50 minutos más. Comprobamos que está cocido pinchando el centro con un palillo, si sale limpio el pastel está en su punto. 



  • Dejamos enfriar por completo, espolvoreamos con azúcar glas, cortamos en porciones y listo para servir. 





1 comentario:

  1. es una receta que me llama mucho la atención pero mira por donde aún no la he hecho nunca. Tomo nota que os ha gustado, eso es siempre buena señal

    ResponderEliminar