APERITIVOS Y ENTRANTES

martes, 12 de enero de 2016

EMPERADOR EN PAPILLOTE

Con la llegada del nuevo año,  y después de los excesos de las pasadas fiestas, siempre nos proponemos, por lo menos los  días de éste primer mes del año, comer más sano y equilibrado; esta es una práctica que repetimos año tras año, aunque luego, nos vayamos relajando un poco con el paso de los días. La receta de hoy encaja perfectamente en éstos propósitos; además la podemos adaptar a nuestros gustos, tanto del pescado como de la verdura que lo acompaña; o a lo que tengamos en ese momento en la nevera.




EMPERADOR EN PAPILLOTE


INGREDIENTES:

2 filetes de emperador
Medio pimiento rojo
Una cebolla pequeña 
1 zanahoria
Medio calabacín
1 limón
Perejil
Pimienta molida
Sal 
Aceite de oliva, virgen extra


PREPARACIÓN:

  • Secamos los filetes de emperador con un papel de cocina, para quitarles el exceso de agua que puedan tener, ya que éste es un pescado que normalmente lo encontramos congelado o refrigerado. Si lo compramos congelado, lo dejaremos descongelar dentro de la nevera, de un día para otro. 
  • Cortamos el pimiento y la zanahoria en tiras, la cebolla en anillas, el calabacín y el limón en rodajas finas. 



  • Ponemos un fondo de aceite en una sartén y pochamos la zanahoria, el pimiento y la cebolla, unos siete u ocho minutos hasta que estén blanditos 


  • Precalentamos el horno a 180º.
  • Cortamos un trozo grande de papel de aluminio. El suficiente para que quepan los filetes y la verdura holgadamente. 



  • En un lado del papel de aluminio, colocamos la mitad de la verdura que tenemos pochada. Encima las rodajas de calabacin saladas ligeramente. 
  • Sobre el calabacín colocamos el filete de emperador. Salpimentamos.

  • Encima ponemos tres rodajas de limón, espolvoreamos generosamente con perejil picado; y regamos con un hilillo de aceite de oliva. 





  • Cerramos el paquete haciendo varios pliegues en los tres lados, para que quede herméticamente cerrado.
  • Repetimos la operación con el segundo filete. 
  • Colocamos los paquetes en una bandeja que pueda ir al horno y horneamos durante 20 minutos. Sabremos que el pescado se está cocinando bien, si vemos que los paquetes se hinchan. 
  • Pasado el tiempo abrimos los paquetes con cuidado de no quemarnos, comprobamos que el pescado esté hecho y servimos en el mismo paquete. 


El pescado cocinado de ésta manera es una verdadera delicia, se cocina en su propio jugo y se mezcla con los sabores de la verdura. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario